Wednesday, October 17, 2007

El Gen argentino: ¿Resultado de gustos populares o de sistemas electorales? (o: La Paradoja de Pergolini)

El Criador sigue recibiendo visitas estelares, que en este caso prefieren mantener el anonimato. El Narrador de San Telmo nos envía esta muy recomendable columna. Este blog se sigue yendo para arriba, eh:

"El popular presentador Mario Pergolini conduce un exitoso programa de TV en el que se busca elegir al argentino que mejor nos represente.

El programa es interesante ya que, mas allá de la excusa de elegir a este argentino “representativo”, presenta en televisión abierta y en un horario central temas de nuestra historia y cultura con un nivel realmente poco común, gracias tanto a la capacidad de los “panelistas” y al oficio del conductor, como a la excelente producción del ciclo.

Pero, a su vez, el programa nos permite una reflexión interesante sobre las relación que existe entre las preferencias individuales (gustos, ideas y opiniones de la gente) y los resultados (es decir, quiénes resultan “ganadores”).

Que los tres seleccionados que pasaron a la ronda final hayan sido Favaloro, Fangio y San Martín seguramente llama la atención, en particular si los comparamos (sobre todo a los dos primeros) con las pasiones que despiertan el Che Guevara y Alberto Olmedo, recientemente eliminados.

Ni hablar de que en su rubro se haya elegido a Fangio por sobre Maradona. Prácticamente nadie en nuestro país usa remeras con la cara de nuestro quíntuple campeón mundial de automovilismo, ni se tatúa su cara, ni se cantan canciones en su honor en las canchas o en los boliches. Más aún, los fanáticos que sin dudas tuvo Fangio tienen una edad promedio que excede con creces al público tradicional de Pergolini. Recordemos que el último campeonato que obtuvo el piloto fue hace más de medio siglo. Entonces, ¿qué esta ocurriendo?

Si le pidiéramos a cualquier extranjero que nombrara a algún argentino representativo, seguramente mencionaría a Evita, al Che, a Maradona, a Perón, a Gardel y quizás a Borges, en distinto orden. Sin embargo, sólo una de estas personalidades llegó a la rueda final, y fue precisamente el primer eliminado. La respuesta a esta rareza es muy simple: los resultados de las elecciones se debieron más al sistema de votación implementado que a las opiniones de la gente.

Quienes estudiamos las reglas de decisión colectivas sabemos que esto generalmente es así, y tenemos miles de libros, artículos y modelos que lo demuestran. Sin embargo, para el gran público esto es un tema desconocido.

Tomemos para explicarlo un solo ejemplo, la votación para elegir al finalista del rubro “deportes”. Si los votantes hubieran tenido que elegir a uno solo entre los diez candidatos iniciales, utilizando un sistema de mayoría simple (donde gana el que más votos obtiene), seguramente hubiese resultados ganador alguien con fuertes seguidores, como Diego Maradona. Pero el sistema empleado, que consiste en decidir entre dos anteriormente seleccionados, produce que no gane el más querido sino el menos no querido, que no es para nada lo mismo. Las votaciones de a pares, uno contra uno, llevan muchas veces a votar más en contra que a favor de un candidato, como bien sabía el filosofo y marqués de Condorcet, que empezó a investigar estas cosas en la Francia del siglo XVIII y diseñó un sistema de votación que buscaba precisamente eso (el “método Condorcet”) y que está en la base del actual sistema de ballotage.

Según sus palabras, esta forma de decidir lograba que aquellas opciones fuertes y “con preferencias intensas”, pero minoritarias, perdieran siempre contra opciones que tuvieran menos preferencias intensas, pero que también generaran menos antipatías. Es decir que este sistema genera ganadores “moderados”, sin grandes fervores pero también sin grandes oposiciones.

Maradona genera pasiones. Hay seguramente un grupo importante de argentinos (entre el 30 y el 40%, supongamos) que lo adora, que mira cada vez que puede el segundo gol contra Inglaterra y que llora viendo su imagen con la enfermera después del partido contra Nigeria en el mundial de EE.UU. Pero despierta pasiones igualmente intensas en su contra, de todos aquellos que no les gustan su desparpajo, que critican sus transgresiones, que se indignan con el gol de “la mano de Dios”, etc. Quizás sean menos que los primeros, pero están dispuestos a votar a cualquiera en su contra, incluso a un piloto de F1 del que quizás sólo conocían el nombre. Sus votos se suman a los que realmente quieren a Fangio y a los de los moderados que, si bien no odian al Diego, tampoco lo quieren demasiado y votarían no a cualquiera -como el otro grupo- pero sí a todo candidato que tenga un perfil más mesurado y tranquilo. Resultado: Fangio gana con comodidad (60 a 40%) y pasa a la siguiente ronda.

Una vez en ella, Fangio debe pelear primero contra otros candidatos “intensos”: el Negro Olmedo y el Che Guevara, y otros dos aún más moderados que él (San Martín y Favaloro).

En este último caso la decisión es aún más fácil, porque se trata de un voto eliminatorio donde se elige a quién se quiere expulsar. Esto lleva a que los moderados ganen: ¿quién se va a dedicar a votar en contra de un Fangio o de un Favaloro, que despiertan muy poco entusiasmo pero aún menor rechazo? ¿Cuántos sí detestan al Che y al Negro? Ambos seguramente tienen muchos más seguidores que los primeros, pero también muchísimos más detractores. Nuevamente, el sistema electoral favorece a los moderados y logran ingresar a la terna final, de donde saldrá el ganador.

Una vez en la última parte de la ronda final la regla electoral vuelve a cambiar y pasamos nuevamente al voto positivo. Fangio pierde positivamente la primera votación y Favaloro la segunda contra San Martín, finalmente “el Padre de la Patria” y el “Santo de la Espada”.

Así, el argentino más representativo no es, por lo tanto, sólo aquel que prefieren los argentinos, sino también aquel favorecido por las reglas electorales utilizadas en las distintas instancias.

Si se hubiesen utilizado otros métodos de votación, como el ideado por el matemático francés Jean Charles de Borda, contemporáneo de Condorcet, o el propuesto por el filósofo ingles Jeremy Bentham, padre del utilitarismo, seguramente hubiésemos tenido en las rondas finales candidatos más “intensos”.

Ahora bien, si hubiesen ganado figuras más “intensas”, ¿esto habría estado más cerca de lo que realmente los argentinos pensamos? No, lo que los estudios de las reglas de decisión demuestran, desde los trabajos del economista estadounidense Kenneth Arrow -y su teorema de la imposibilidad- y del académico escocés Duncan Black, es que no existe ningún sistema, ninguna regla capaz de traducir "correctamente" preferencias individuales en resultados colectivos. Es decir que no existe ningún mecanismo capaz de seleccionar siempre la alternativa que mejor expresa las ideas, preferencias u opiniones de los individuos.

Si los trabajo de Arrow reciben el nombre de la paradoja de la votación, en nuestro humilde ámbito local bien podemos hablar, después del Gen Argentino, de la Paradoja de Pergolini.

Como nota al pie, cabe expresar cierta molestia o incomodidad, que no obedece al programa ni a sus reglas, sobre el hecho de que en la elección del argentino que mejor nos representa sólo una argentina haya podido competir con posibilidades de éxito. Esperemos que esto cambie en el nuevo siglo que estamos comenzando".

28 comments:

Ulschmidt said...

lo mas interesante esa mencion a las - para mí absolutamente desconocidas - teorías de Arrow y Duncan que desde ya le ruego aborde y explique en futuros posts, Criador.
Lo de que Pergolini aborda desde un punto de vista historicamente correcto, no lo creo. Ya lo vi haciendo desastres con Pigna. Es una reconstrucción de los mitos populares, reafirmando lo que ya sabíamos - o no sabíamos o sabíamos mal - sobre cada personaje y si al final gana el Padre de la Patria pues era el que tenía que ganar en semejante proceso.

Diego F. said...

Muy interesante el análisis, sería bueno utilizar este enfoque para analizar lo que pasa electoralmente también.

Anonymous said...

Me parecio de un nivel mas bien bajo y con resultados y argumentos archiconocidos.
No entiendo el parrafo final en pro de una mayor presencia femenina... me parece discriminador, una actitud de "vamos chicas, ustedes tambien pueden eh?" quie me parece completamente machista detras del aparente elogio.

Danubia said...

A mí el remate no me pareció machista sino políticamente orientado (ergo militante y/u obsecuente). El Narrador debe ser operador de Cristina y/o Carrió.

Aureliano Buendía said...

Más allá del remate, si se quiere, desafortunado, un posteo impecable. Ahora pregunto: ¿Es Grofman o Colomer el que ve el programa de Pergolini y el débil mental de Pigna? ¿Gary Cox acaso?

ps. Al hablar del "débil mental de Pigna" no quise ofender a ningún otro "débil mental".

Nowhere Man said...

Me parece útil aplicar herramienta analíticas de las ciencias sociales para explicar un mayor número de fenómenos. Creo que, de hecho, el blog del criador es una gran muestra de esta práctica. Pero, por favor, también usemos los criterios de las ciencias sociales para filtrar no solo los métodos, sino también los contenidos. El genoma argentino es patético, burdo, y sobre todo reaccionario. Escuchar el otro día al meta-infradotado de De la Puente en cuál es junto a pergoline hablando de los "próceres" como si fuera un partido de fútbol, en el sentido de que "hay que aprender a perder" me pareció simplemente horrible.

Buen análisis, pero, por favor, no le hagamos el juego a Pigna, Pergolini y esta manga de delincuentes embrutecedores.

Maq said...

Muy interesante el post, pero yo me haría otra pregunta: cómo se votaba y quiénes eran los votantes? Por ejemplo, si había que llamar por tel para votar, por ejemplo, entonces uno esperaría que los candidatos que más pasiones despiertan obtuvieran más votos (los moderados no van a gastar su plata para votar a Fangio), en cambio si votaba el publico del programa, habría que ver cómo eran seleccionados... no creo que haya sido una muestra representativa de la población. Quiero decir, en una de esas el publico seleccionado ya era moderado, o tenia preferencias intensas contra maradona (y por eso miraban a pergolini), entonces todo el hermoso análisis institucional se cae.

Anonymous said...

Criador,

Hay un sesgo bàsico en la muestra de votantes. No se si se cobra el llamado pero aunque no lo sea estamos recortando poblaciòn. Si no cobran por tener telefono, si cobran por tener telefono y querer pagar.

Anyway, que San Martin sea el "gen argentino" ademas de obvio es triste: el tipo muriò en el exilio.

El gen argentino es Houseman, es Ortega, es Arlt y hasta Borges (ganador eterno de la rueda de perdedores del premio nobel). El gen argentino es Camoranesi, Milstein...

En resumen, es una y otra cosa, nunca la sintesis que no existe.

Atte,

Ignatius

El criador de gorilas said...

Nunca creí que iba a elogiar a Máxima Zorreguieta, pero lo hago: cuando la mina dijo que desde que llegó a Holanda no pudo nunca encontrar una "identidad holandesa", única, arquetípica, yo comparto. No puedo encontrar "un" argentino arquetípico, y por lo tanto, no sabría cómo votar. Puedo pensar cómo me gustaría que fuera ese argentino arquetípico, pero no creo que exista uno (afortunadamente para una sociedad diversa y plural).

Respecto a los votantes, no sé cómo era el sistema, lo vi sólo un rato al programa.

Respecto a Arrow, Ul, no estoy en condiciones de explicarlo, pero la conclusión de que no existe UNA mayoría sino diferentes mayorías según cómo se las cuente (o incluso, según en qué orden se enfrente a las alternativas existentes), me parece algo a enseñar en las escuelas (no es más útil conocer eso que los nombres de los ríos más populosos de Asia?).

A todo esto, volviendo al post sobre el peronismo de hace un tiempo, la verdad que Estenssoro hoy rompió el gorilómetro: los pobres son víctimas, los pobres actúan por clientelismo, todos los males de la Argentina derivan de la acción de sindicatos e intendentes del conurbano (o ambos combinados), y la clave de todo es volver a Sarmiento. Al Criador, a quien el clivaje peronismo / antiperonismo no lo interpela demasiado, le sonó un tanto demodé y extremo. Pero, quién sabe, tal vez le funciona como estrategia para polarizar con el gobierno.

Jota Jota said...

El teorema de la imposibilidad de Arrow dice que no existe un sistema de agregacion de preferencias que, al mismo tiempo, sea transitivo, unanime (que si todos prefieren A a B se elija A), independiente de alternativas irrelevantes y que no genere un dictador (que no haya un individuo que siempre haga valer su posicion).

Duncan Black creo que es el que dice que la regla de la mayoria tiene prefencias unimodales (single peaked), pero no estoy muy seguro.

Si en teoria de juegos la tengo re clara, loco...

Fabio said...

Señor Criador, citaré vuestro post en mi blog, me pareció impecable, pido permiso aunque no lo espero para publicar porque, que se yo, porque sí :D

Maq said...

Obvio que no existe un "argentino típico" y mucho menos un "gen argentino", pero igual me parece que los participantes no votaban con ese criterio, sino de acuerdo con el arquetipo de argentino que les gustaría, por eso ganó el "padre de la patria". O sea, me parece que Maradona está mucho más cerca de cualquier arquetipo de argentino que San Martín (en parte porque es de carne y hueso y no de bronce), pero la gente no tomó eso en cuenta, sino cómo le gustaría que fuesen los (¿políticos?) argentinos (suponiendo, obvio, que haya existido el San Martín que nos cuentan en la escuela).

Respecto a la Estenssoro, no la vi, y aunque tengo 0 simpatías por el peronismo no lo creo el exclusivo responsable de los problemas del país; pero sí observaría que desde principios de siglo se viene hablando de la necesidad de que el estado ayude a los más pobres, en un discurso que se ha difundido cada vez más hasta el punto que seguramente hoy el 99,9% de la población está de acuerdo con la necesidad de "ayudar a los pobres", y los resultados están a la vista. ¿No será que la "guerra contra la pobreza" se está pareciendo cada vez más a la "guerra contra la droga"?

PD: Criador, qué pasó con el formato del blog? Antes era mucho más cómodo para leer (¿o será que yo estaba acostumbrado...)

El criador de gorilas said...

Jota Jota: sí, eso mismo. Pero digo que "explicarlo" me excede por mucho.

Fabio: sí, cite nomás al Narrador y a este blog. Además, parece que el suyo es un blog muy popular según el ranking de Alianzo, así que agradecemos la publicidad. (Respecto a lo que dice Maq, el cambio de formato de este blog -o sea, haber apretado "actualizar plantilla"- hizo que desapareciera el contador).

Maq: lo que pasa es que la posición de Estenssoro me hizo recordar alguna discusión reciente en el blog La Barbarie. Decía ahí MEC que los políticos no peronistas a veces hablan de los pobres como víctimas sin ningún recurso o capacidad que deben ser "incluidos" por la acción -generalmente pedagógica- del resto de la sociedad (Estenssoro lo dijo casi textual, si encuentro una transcripción la pego), mientras que el peronismo (esto lo decía Ostiguy) plantea más simplemente: "ustedes ya están bien como son", no necesitamos abrirles bibliotecas, sacarles la "política criolla" de adentro, etc. En esta presentación típico-ideal no comparto ninguna de ambas posiciones, pero lo de Estenssoro fue a mi gusto demasiado, demasiado gorila.

Anonymous said...

Programa de Radio del Sr. Mario
http://cualesprorgama.blogspot.com

Anonymous said...

http://cualesprograma.blogspot.com
http://cualesprograma.blogspot.com
http://cualesprograma.blogspot.com

Andrés said...

Ya que se habla de pedagogía, Criador, me viene a la mente la expresión de Marx: "¿quién educa al educador?"
Un problema con estos pedagogos es que son insaciables. Hace un siglo, cuando una enorme proporción eran analfabetos, la solución era el cumplimiento de la primaria obligatoria. Ahora, con analfabetismo casi en cero y una alta proporción con secundaria completa o incompleta, ¿qué se requiere?
El clientelismo existe y es una porquería (aunque Manolo ha demostrado que no es una relación unilateral). Pero no es la explicación de los resultados electorales.
Cuando un desocupado que consiguió trabajo vota por el oficialismo, eso no es clientelismo, es el espejo del que quedó desocupado y vota contra el oficialismo. Vota por sus intereses, como lo hace el banquero, el estanciero o el industrial. En eso, al menos, parece que la educación es suficiente.
Saludos

Cine Braille said...

¿Qué le traerá más votos a la CC en Capital, la apelación a la redistribución del ingreso o el gorilla-appeal del discurso de la candidata a senadora? No es una cuestión simplemente de suma de votos, sino que me parece que en eso se juega la identidad de la coalición (¿fuerza de centroizquierda, club de nostálgicos de Aramburu, mezcla incómoda e inestable de ambos?). Ya por su parte Raimundi salió a abrazarse con Lozano y publicó una columna bastante crítica en Clarin de hace unos días.

ms genio argentino contemporaneo said...

muy acertado el analisis ... a pesar que conozco esa clase del narrador de san telmo de memoria, es una de mis preferidas. ahora, con respecto al gen argentino, me permito plagiar el comment que le merecio a un genio contemporaneo en youtube: "Yo creo que si Mario se hubiese dedicado a estudiar de chico, en lugar de tratar de compensar de grande, no se veria en la necesidad de someternos a programas pseudo intelectuales pedorros." I couldn't agree more.

Anonymous said...

Criador, en urgente 24 levantaron este post, se nos va para arriba!cambiando de tema, que le parece el ingreso del carapintada Rico a la Concertacion Plural o Frente para la Victoria?
Adrian

El criador de gorilas said...

Urgente24!!! Ahhhhhh nooooo... Pero, por otro lado, todo lo que permita difundir ciertas herramientas politológicas para entender las cosas que pasan no viene mal. (El Narrador de San Telmo me lleva este blog a la fama).

Hablando de los posibles "pases" del ARI al lozanismo (no en términos de dirigentes, que no son suicidas, pero sí de votantes), y vinculándolo con el tema del post, ¿podemos considerarlo un ejemplo de dependencia de alternativas irrelevantes? (la independencia de AI es una de las propiedades que para Arrow debe cumplir un sistema electoral "razonable"). Supongamos que Estenssoro fuera preferida sobre Filmus por los votantes (es improbable, pero aceptemos el supuesto). La irrupción de un tercer candidato, Solanas-Lozano, apelando al ARI "auténtico" de otrora, podría restarle suficientes votos a Estenssoro para hacer que Filmus pasara a ser el preferido. Es decir, si entre A y B este último es más preferido, no debería suceder (dice Arrow) que entre A, B y C el más preferido sea A. O debe ser B o debe ser la nueva opción C, pero las preferencias en el subconjunto A-B no deberían variar de acuerdo a cómo se ordene una alternativa irrelevante (C). (Podría darse el mismo ejemplo con Solanas-Lozano haciendo una campaña por "el peronismo auténtico" y restándole a Filmus). Lo más interesante es cómo los candidatos pueden maniobrar utilizando estos recursos.

Maq said...

Felicitaciones, breeder! Hoy está de racha, el Coco Basile tb aludió implícitamente a usted: http://www.clarin.com/diario/2007/10/18/um/m-01521759.htm

Anonymous said...

gracias ulschmidt y aureliano buendia por poner freno a la absurda idea que F. Pigna contribuye a la divulgación de nuestra historia, algo que parece haberse convertido en un cliché ya repetido en todos lados, ignorando las barrabasadas en términos de simplificación, anacronismo y chantada sobre las que este muchacho ha construído su carrera mediática.

PEPE said...

SEÑOR CRIADOR DE GORILAS, USTED ES EL RIAL DE LA NADA, QUE LA VEDETTE ESTA SE PASA ACÁ ,QUE LOZANO ESTO, QUE CARRIÓ LO OTRO. A QUIÉN CARAJO LE IMPORTA SI NO EXISTEN EN EL PUEBLO PERONISTA.

DESBARRANCÓ SEÑOR.

LO ÚNICO QUE IMPORTA ES REIVINDICAR LA POLITICA DE JUAN DOMINGO PERÓN, PERSONIFICADO EN EL GENIO Y FIGURA DE DANIEL SCIOLI Y JULIO COBOS.
CRISTINA VA POR LA TRANSICIÓN.
SEGUNDA VUELTA ?
EEEESSSTA...

roger aguas said...

triste pepe
intolerante pepe
desasosiego producido por los pepe del mundo
justo un viernes de tarde, tan lindo él,
con un fin de semana por delante que pintaba radiante:

a vos te importa quien la tiene mas grande
-eterno acomplejado, -momentaneamente victorioso -irremediablemente en decadencia

a nosostros (si se me permite la representatividad, criador)
debatir

ganar por ganar, como sea, con rico & morenos, & chavez & botox (esa obsesion frente al espejo, ese dialogo entre yo y yo)

es para nosotros perder
besito

manu said...

bien criador el post, muy bonita clase para los no politologos aficionados a este blog. Propongo el gen argentino de esta manera: 30% diego, 20% juan domingo, 10% borges (quizas 5%), 10% patti, 10% menem, 10% mirtha legrand, 10% algun docente titular de alguna catedra de F&Letras. Lo podria hacer mas exacto pero me voy de joda. Un abrazo

sulfatado said...

Si bueno, esto explica la teoria de condorcet. Pero lo que no dice es que TODO EN LA TELEVISION ES TRUCHO.
Asi que desconfio del universo tomado para las votaciones, desconfio de los resultados, de los panelistas. Mi paranoia me puede llevar a pensar que Pergolini es como Jaime, el robot de CONTROL, pero en este caso estaría trabajando para KAOS

liberal progresista said...

el criador de gorilas anti gorilas no entiendo nada!!

Anonymous said...

Este nrrador de San Telmo quiere tapar el sol con la mano ¿quién en su sano juicio hubiese optado por cualesquiera de los candidatos contra el Gral. José de San Martín?. Seguro que sobran ídolos, justamente aquellos que despiertan pasiones y odios, pero es ridículo pretender que la chusma le dispute el podio a quienes una gran mayoría representa al héroe de la argentinidad. Estimado narrador, no es cuestión de métodos de votación, se trata sencillamente del valor de los héroes de nuestra historia.Así de sencillo.
Juan Raggi.